Facebook Twitter Google +1     Admin

Se muestran los artículos pertenecientes a Junio de 2014.

ABDICACIÓN NO PEDIDA, CLAUDICACIÓN MANIFIESTA (AUTOCRÁTICA Y GOLPISTA)

20140603121046-tricolor-eibar.jpg

En efecto: la abdicación de Juan Carlos I es absolutamente autocrática que no autocrítica (recordad sus propias palabras: "HE DECIDIDO poner fin a MI reinado") y por lo tanto antidemocrática, una evidencia indiscutible de la escasa calidad y legitimidad democrática de la institución monárquica y del régimen que la sustenta. 

Es también golpista porque pretende eludir las consecuencias de la voluntad popular en medio del naufragio del ilegítimo régimen. Después de los resultados de las elecciones europeas que hirieron, acaso de muerte, a los partidos turnistas, y antes de que lleguen las elecciones nacionales, municipales y autonómicas del año que viene, se acelera el relevo dinástico para situar a la parte sana de la sociedad ante hechos consumados. 

Por lo tanto podemos afirmar alto y claro que la abdicación de Juan Carlos I y la subida al trono de Felipe VI (V de Aragón) es una maniobra golpista, antidemocrática y autocrática del régimen. Unos actos que debemos repudiar y que desligitiman definitivamente el (esperemos breve, brevísimo) reinado del nuevo Borbón...

Pero es también un implícito reconocimiento de derrota, de que el suelo del régimen disminuye a marchas forzadas, de que España está cambiando y de que en 2015 ese cambio puede (y debe) llegar a las ilegítimas instituciones del régimen para acabar con él...De modo que UNIDAD Y ACCIÓN.

 

NOTA.- La fotografía es de TXO.

¿REFERÉNDUM POR LA REPÚBLICA? NO, GRACIAS.

20140604184823-jaume-d-urgell-republica.jpg

Lo que va a ofrecernos el nuevo monarca ha quedado perfectamente definido en sus dos primeras apariciones públicas tras la abdicación del anterior: en la primera se mostró disfrazado de militar y rodeado de militares, en la segunda en un monasterio y rodeado de frailes. Mientras tanto los empresarios, los oligarcas, no dejan de jalear al rey "muerto".

Eso es lo que hay. Más de lo mismo. Lo mismo desde el golpe de estado de 1874 que restableció el régimen de 1833...que procedía de el de 1813...

Si queremos cambiar, evolucionar, mejorar, está claro que no puede ser con los Borbones. Esa es una realidad. La república se dibuja como una necesidad inmediata algo que precisamos hoy y no el año que viene y por lo tanto hay que luchar, la parte sana de la sociedad debe hacerlo, para establecerla cuanto antes. 

Por desgracia la estrategia escogida por las estructuras políticas que encuadran esa parte sana de la sociedad es, una vez más, equivocada. 

Reclamar un referéndum sobre la forma de estado es meterse sin ambages ni solución en la boca del lobo, caer en una trampa sin salida. 

Por desgracia España es un país de borregos ordenancistas y de seguidistas oficialistas en el que el pucherazo es un arte en sí mismo. Por lo tanto en España los referéndums siempre los gana el poder que los plantea. 

Lo cual nos lleva, como paréntesis necesario, al referéndum por la independencia catalana. Si se lleva a cabo ¿quién lo ganará?...exacto, el poder que lo plantee o propicie. Como será la oligarquía independentista, ganará la independencia. Si lo plantease Madrid (ahora ya no vale, los centralistas han perdido la iniciativa) lo hubiera ganado el unionismo. Eso es España, no otra cosa. Y Cataluña, mal que le pese, es España o, al menos, española...las acciones y reacciones de los catalanes son exactamente iguales a las de los demás súbditos del estado español.

Pero volviendo a la monarquía: como decíamos los referéndums en España los gana siempre por arte o por gracia el poder que los convoca. Basta, para darse cuenta de ello, recurrir a la historia.

Veamos los últimos referéndums convocados y quien los ganó:

1947.- Ley de sucesión en la jefatura del estado....- ganó el sí (opción de los convocantes)con un 93% de los votos.

1966.- Ley orgánica del estado...-lo ganó el sí, opción de los convocantes, con el 95 % de los votos.

1976.- Ley de reforma política...- ganó el sí, opción de los convocantes, con un 94 % de los votos (y no nos engañemos: con las mismas técnicas y legitimidad que los anteriores).

1978.- Constitución...- ganó el sí,  opción de los convocantes, con un 88 % de los votos.

1979.- Estatuto de autonomía del País Vasco...-de nuevo ganó el sí, opción de los convocantes, con un 90 % de los votos.

1979.- Estatuto de autonomía de Cataluña....- ganó el sí de los convocantes con un 88 % de los votos.

1980.- Posibilidad de estatuto de autonomía de Andalucía...-ganó el sí de los convocantes con un 86 % de los votos.

1980.- Estatuto de autonomía de Galicia...-ganó el sí de los convocantes con un 73 % de los votos.

1981.- Estatuto de autonomía de Andalucía...-ganó el sí de los convocantes con un 89 % de los votos.

1986.- Permanencia en la OTAN...-ganó el sí de los convocantes, con un 52 % de los votos.

2005.- Constitución Europea...-ganó el sí de los convocantes, con un 76% de los votos.

2006.- Nuevo estatuto de autonomía de Cataluña...-ganó el sí de los convocantes con un 73 % de los votos.

2007.- Nuevo estatuto de autonomía de Andalucía...- ganó el sí de los convocantes con un 87 % de los votos.

Más claro agua. Repito: en España siempre gana los referéndums la opción del convocante. 

Por lo tanto pretender alcanzar la república por medio de un referéndum convocado por la monarquía y los partidos turnistas es apostar por dar un espaldarazo a la monarquía corrupta y antidemocrática que padecemos, darle oxígeno a un régimen en descomposición.

Eso aparte, la república por sí misma no significa nada. Si apartamos a los Borbones pero mantenemos las estructuras oligárquicas de poder seguiremos exactamente en el mismo punto en el que nos encontramos.

La república, para servir de algo, ha de ser revolucionaria, verdaderamente transformadora, sin medias tintas. La república se conquista derribando al régimen, no permitiendo que este pilote cambios cosméticos para que nada cambie. 

Si la III República llegase mediante un referéndum controlado por la oligarquía y eso que ahora se ha puesto de moda llamar "la casta" sería por completo inútil para el pueblo y tan antidemocrática e ilegítima como el régimen actual poniéndonos en un escenario que exigiría una nueva evolución, la creación revolucionaria de la IV República. 

Entonces ¿qué sentido tiene exigir un procedimiento inútil que muy probablemente desembocará en una perpetuación de la oligarquía cleptocrática y un sistema liberal-capitalista, con rey o sin rey y por lo tanto no democrático?...

No necesitamos un referéndum, necesitamos una república verdaderamente revolucionaria, un instrumento eficaz de cambio, democratización y evolución social y politica. 

No podemos permitirnos el lujo de equivocarnos. Tenedlo en cuenta.

NOTA.- La fotografía es de Jaume D Urgell. 

Etiquetas: ,

NUEVA ESTRATEGIA DE REPRESIÓN POLÍTICA DEL GOBIERNO INTRUSO (EL TERRORISMO ANARQUISTA)

20140612201546-quemades-segui-i-pestana.jpg

El gobierno golpista e intruso de extrema derecha neoliberal que padecemos, el conciliábulo de vendepatrias y traidores al pueblo presidido por ese tal Rajoy está decidido a laminar con todo el peso de su "constitución" e instituciones (ilegítimas) a la parte sana de la sociedad que reclama y lucha por la instauración de una verdadera democracia, un sistema político del pueblo y para el pueblo, a implementar una herramienta más en su escalada de represión política de corte claramente dictatorial. 

Y no van a innovar, no tienen necesidad de hacerlo. Tampoco les creo especialmente capaces...

Pero, en cualquier caso, están subiendo nuevos escalones represivos volviendo contra la totalidad del pueblo una estrategia que les ha resultado muy útil (por la total falta de libertad y objetividad periodística, por la absoluta sumisión del llamado poder judicial, por la mendacidad del bloque turnista, por la falta de cultura democrática del populacho hispano...) contra otros entornos abiertamente opuestos a sus "verdades indiscutibles".

Durante décadas el régimen no se ha limitado a luchar contra el terrorismo de ETA, lo ha aprovechado para arremeter contra "su entorno radical" llegando a desmantelar partidos políticos que nos guste o no (y quien me lee asiduamente sabe que a mi no me gusta) representan a una parte del electorado, de la opinión pública y que tenían representantes legalmente elegidos en las instituciones impuestas por su régimen por lo que expulsarlos de las mismas a la par que un contrasentido institucional fue una muestra del escaso calado democrático del régimen de 1978 y de la esencia dictatorial del PP.

Además de eso fue una enorme estupidez porque utilizar la represión política contra grupos que aceptaban el juego del parlamentarismo liberal y bloquear las aspiraciones políticas de esa parte disidente del electorado compuesta, no debemos olvidarlo, por ciudadanos con exactamente los mismos derechos políticos que aquellos que votan disciplinadamente a los partidos turnistas, usar las (ilegítimas) instituciones del régimen no para amparar al común de los ciudadanos y buscar una articulación política y social inclusiva sino llana y simplemente para la represión de los disidentes, para lo único que ha servido ha sido para agudizar los problemas y conducirlos a puntos de no retorno.

La intransigencia, la injusticia y el autismo interesado llevan siempre al mismo sitio: a la ruptura y a posiciones irreconciliables. 

Claro que la extrema derecha pepera nunca ha querido la unidad y la reconciliación sino la imposición dictatorial de sus muy minoritarios posicionamientos políticos e ideológicos que son los de la oligarquía cleptocrática y parasitaria que lleva vampirizando España desde 1833. Con seguir manteniendo la sartén por el mango con una guerra de exterminio programado (como fue la que iniciaron en 1936) o cualquier antidemocrática estrategia represiva, les basta. 

Y es así, y con sus corruptelas y espúreas relaciones con intereses imperialistas extranjeros, como han destruido España. 

Pero no les importa. Ellos siguen ciegos y sordos, interesados tan solo en continuar manteniendo el poder, para poder seguir manteniendo los privilegios de unos cuantos y que sus secuaces puedan seguir robando a manos llenas.

Por eso esos sátrapas indecentes se parapetan en el papel mojado (y manchado ya de hambre, sudor y sangre de los pobres) de la constitución y en las ajadas e ilegítimas instituciones de un régimen con una base social rápidamente menguante, para mantenerse en el poder.

Y en ese marco la desafección social, cuando se torna acción, les resulta no solo molesta sino peligrosa, excitando sus pulsiones fascistas que en seguida se ponen en efecto.

Ahora necesitan una excusa para reprimir todo movimiento que no les rinda pleitesía, que se mueva en contra de sus sucios y culpables manejos...comenzaron ya en 2011 con el soniquete de identificar con ETA a quienes se manifestaban pacíficamente por una España verdaderamente democrática...e hicieron el ridículo. Nadie, ni siquiera sus más fanáticos seguidores, podían comulgar con semejante rueda de molino. 

Necesitaban buscar otra excusa...y tampoco iban a meditarlo demasiado. A falta de ETA buena es la izquierda radical. Los radicales antisistema pueden ser demonizados en los medios propagandísticos del régimen y perseguidos aún en contra no solo de la constitución sino incluso de los derechos humanos...y llevan desde 2011 acusando a cuanto se mueve de radical antisistema y victimizándose para tener excusas represivas.

También se les ha visto el plumero. Porque además de fascistas son estúpidos y torpes por muchos másteres que les hayan pagado sus papás (con el dinero robado al pueblo, no lo olvidemos) en carísimas universidades privadas nacionales y extranjeras...

¿Nueva jugada?

Se aprovechan unas acciones aisladas, sin consecuencias y totalmente irrelevantes llevadas a cabo por un grupúsculo de exaltados en su mayor parte extranjeros (Y quién sabe movidos por qué manos en la sombra) para que el jefe de la policía salga a la palestra a dar carta de naturaleza a un supuesto "terrorismo anarquista".

¿Qué significa eso? Que los defensores de la democracia y el pueblo, los disidentes, ya no seremos ETA, ni solo radicales antisistema, ahora seremos "el entorno del terrorismo anarquista" y se podrá censurar nuestros escritos y nuestros actos como "enaltecimiento o apología del terrorismo" y se nos podrá detener aplicando la ley antiterrorista (que atenta directamente contra los derechos humanos, por cierto). Es un paso más en la represión de un régimen corrupto, antiespañol e ilegítimo contra el pueblo que demanda verdadera democracia. 

Pero el tiempo se les acaba. Y por el camino de la represión solo van a conseguir lo que siempre han conseguido: mayor desafección, más oposición, más deseo de libertad y democracia.

Nos están empezando a poner una tercera república democrática y por lo tanto socialista al alcance de la mano. Una república que tendrá muy presentes a los grandes hombres del movimiento anarquista hispano y vomitará sobre los tiranos moral y mentalmente indigentes del nacionalcatolicismo neoliberal.

"Venceréis pero no convenceréis" les dijo Unamuno. Son tan estúpidos que están también empezando a dejar de vencer. La avaricia rompe el saco. EL FUTURO ES NUESTRO, MAL QUE LES PESE.

PD (a las 20h. 35´).- Un apunte para meditar sobre las "coincidencias afortunadas y casuales": el mismo día que en los medios propagandísticos del régimen aparece la noticia de que la basílica del Pilar y la Seo de zaragoza se han llenado de cámaras para "protegerse" del peligro terrorista, sale el director general de la policía a afirmar la instalación en España de un "terror¡smo anarquista" ¿casualidad o campaña organizada?...que cada cual forme su propia opinión. 

NOTA.- La fotografía proviene de un artículo de Jesús Ruiz Perez en Rojo y Negro, año 2005 y aparecen en ella Salvador Seguí, Ángel Pestaña y Salvador Quemades. Tres hombres a los que el pueblo español les debe mucho y que eran, mira tú por dónde, anarquistas. 

Etiquetas: , , ,

¿UN TIEMPO NUEVO?

20140619132514-4494677526-9f9f50a6d3.jpg

Lo de pretender que por el mero hecho de cambiar la cara visible del poder el régimen cambia también es una de las más inveteradas falacias del inmobilismo, una de las más perdurables estrategias del totalitarismo, especialmente liberal. El gran ejemplo de ello son, no podía suceder de otro modo, los Estados Unidos donde el presidente cambia de vez en cuando para que absolutamente todo siga igual. 

Hoy, jueves 19 de junio de 2014, nos han hecho esa misma jugada a los españoles y con algunos detalles muy significativos (por ejemplo que el nuevo rey declarara en su dircurso de proclamación que la soberanía nacional reside en las cortes y no en el pueblo, que insistiera en la concepción de la monarquía parlamentaria presentándola como moderna cuando es claramente decimonónica y anclada en los regímenes de carta otorgada, no otra cosa es la constitución de 1978, o que los diputados y senadores aplaudiesen a rabiar cuando se incensaba al pasado rey, a la reina o a las víctimas del terrorismo en su usual utilización de retórica propagandística y permanecieran mudos, MUDOS, CULPABLES AUTORES DE UN SILENCIO ELOCUENTE, cuando el tal Felipe VI alabó al pueblo. No debemos pasar por alto ese detalle que en mi opinión es de máxima importancia y absolutamente definitorio de lo que sus señorías sienten hacia quienes dicen falsamente representar).

Un tiempo nuevo con estructuras e ideología decimonónicas, un tiempo nuevo con la misma ley hipotecaria (y de indulto y tantas otras) de Alfonso XIII, con los mismos oligarcas chupando del bote, robando a manos llenas y lastrando el desarrollo y el futuro del pueblo español para llenarse los bolsillos y mantener sus ilegítimos privilegios. 

Esas son las novedades que nos ha deparado el cambio de monarca. Más de lo mismo. 

Ergo el tiempo nuevo está por llegar, pasa por una república verdaderamente democrática, y por lo tanto verdaderamente socialista y corresponde al pueblo, o la parte sana del mismo, imponerlo.

Hoy no ha cambiado nada, no ha sucedido nada...el régimen continúa y sabemos que no nos sirve. 

PD (a las 16h).- Otro detalle a tener muy en cuenta para comprender el régimen: el nuevo rey ha sido investido como capitán general de los ejércitos ANTES de jurar la constitución y de ser proclamado, en un acto privado en el palacio real. Con lo cual debemos entender que la jefatura del ejército se transmite independientemente de las cortes y de la jura de la constitución y por un cauce distinto: de Franco a Juan Carlos, de Juan Carlos a Felipe...sin pasar por las cortes...¿Democracia?

NOTA.- La fotografía es de Román P.G.